El día de hoy se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente; se trata de una de las agendas que, sin duda, forma parte de lo que algunos han denominado como “el interés planetario”; esto es, cuestiones que, independientemente del lugar en que ocurren, su sus alcances tienen un impacto global. 

Como parte de la agenda medioambiental, se encuentra la compleja problemática del cambio climático, asociada a la protección de la biodiversidad, en un contexto en el que, de acuerdo con científicos como el Premio Nobel, Paul Crutzen, y en México con José Sarukhán, estamos enfrentando una de las eras con mayores tasas de extinción de especies, las cuales son equivalentes a las eras de desaparición masiva de especies animales y vegetales.

El calentamiento global, así lo ha determinado el Panel Intergubernamental del Cambio Climático, es un hecho científico. Se trata de una de las mayores amenazas, no sólo al desarrollo, sino incluso a la viabilidad y permanencia de la vida en la Tierra, al menos como la conocemos.

Por ello es tan preocupante que el gobierno de Estados Unidos haya iniciado un proceso intenso de propaganda mundial, a través de sus principales voceros, cuestionando la cientificidad y facticidad del cambio climático y sus consecuencias; y todo debido a la urgencia de estos grupos por mantener privilegios y retrasar la, desde hace años, necesaria transformación energética planetaria.

Lo que está en juego son cientos de miles de millones de dólares, pero también, asociados a ellos, cuestiones relacionadas con la política internacional y con los acomodos y distribución del poder militar y el control de territorios asociados, precisamente a la producción y traslado de combustibles.

Por ejemplo, cuando el petróleo deje de ser la principal fuente de combustible y energía en el mundo, la geopolítica relativa al Oriente Medio, así como a los ductos y control de gas en Ucrania y otras zonas de Euroasia, dejarán de tener la relevancia estratégica militar y económica que hoy tienen: ¿qué van a hacer las potencias con el arsenal, personal e infraestructura militares desplegados en esas zonas para proteger unos intereses que cada vez serán menos relevantes?

Desde la finalización de la Segunda Guerra Mundial, no ha habido un proceso de reacomodo profundo del poder militar y de los acuerdos y equilibrios político-militares generados en el Tratado de Postdam; lo preocupante es que cada ocasión en que ha habido una reconfiguración del mapa mundial, ha sido a través de guerras de gran escala, lo cual sería inaceptable plantear para el siglo XXI.

Estamos ante el reto de construir una nueva lógica de cooperación internacional para recuperar el equilibrio ecológico y la estabilidad climática planetaria. Por ello es relevante tener claridad de la relevancia de los Objetivos del Desarrollo Sustentable y, en ese sentido, que todas las naciones centren sus esfuerzos en diseñar nuevas estrategias y estilos de desarrollo amigables con el medio ambiente.

En esa medida, México debe asumir un papel mucho más protagónico en esta materia; tendríamos que iniciar con un proyecto de implementación acelerada de transición energética; pero, además, asumir con seriedad el reto de reforestar al país; recuperar nuestras especies endémicas; recuperar los ecosistemas en crisis y proteger el agua limpia que aún nos queda.

Tenemos el conocimiento científico, pero también documentos que son referentes éticos para la discusión y acción: están los textos del citado Panel Intergubernamental del Cambio Climático; la declaración de la Cumbre de Río y los documentos que de ella se han derivado e, incluso, más recientemente, la encíclica Laudato si’, la cual es considerada como uno de los documentos de diálogo ecuménico más relevantes de los últimos siglos.

No hay opciones; o cambiamos o condenamos al planeta a entrar en un proceso mucho más acelerado de cambio climático, cuyas consecuencias en el corto plazo tendrán que enfrentar los más pobres; pero, en el largo, las vamos a pagar todos y lo haremos con creces.

@MarioLFuentes1
Investigador del PUED-UNAM

email
http://marioluisfuentes.org/wp-content/uploads/2017/06/chimney-324561_1280-1024x702.jpghttp://marioluisfuentes.org/wp-content/uploads/2017/06/chimney-324561_1280-150x150.jpgMario Luis FuentesExcélsiorEl día de hoy se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente; se trata de una de las agendas que, sin duda, forma parte de lo que algunos han denominado como “el interés planetario”; esto es, cuestiones que, independientemente del lugar en que ocurren, su sus alcances tienen un impacto global.  Como parte de...Integrante de la Junta de Gobierno de la Universidad Nacional Autónoma de México; Coordinador de la Especialización en Desarrollo Social del Posgrado de la Facultad de Economía; Investigador del Programa Universitario de Estudios del Desarrollo (PUED), y Titular de la Cátedra Extraordinaria "Trata de Personas" de la UNAM. Director General del CEIDAS, AC; Director de la Revista México Social, y Conductor del programa México Social, que se transmite todos los martes a las 10  pm por Canal Once.